Retiro del Oratorio



A prueba de cualquier invierno
Podremos tener días de mucho frío en este invierno, pero ellos no impidieron que el Oratorio del “Ángel Zerda” viviera una nueva experiencia de formación al mejor estilo de Don Bosco, llena de juegos, charlas y momentos de oración.


Desde el viernes 24 hasta el domingo 26 de agosto, 37 chicos de los mayores junto a sus animadores compartieron un retiro espiritual, como un tiempo de crecimiento personal, y una manera de reafirmar la integración del grupo, invitando también a nuevos integrantes. La primera parte del retiro se realizó en la Casa que los Padres Franciscanos tienen en la cercana localidad de San Luis, y la segunda en el Complejo Deportivo del Colegio.


Fueron tres días cargados de emociones, reflexión y también desgaste físico, una combinación que dejó un recuerdo imborrable para cada oratoriano. A través de las charlas, la oración y el juego se buscó favorecer el encuentro con uno mismo, con los compañeros, y con Dios.  Entre los momentos recreativos se destacaron los juegos de postas por equipos y la caminata hasta el río de la zona de San Luis.


Agradecemos a los salesianos que nos acompañaron desde el primer día de trabajo: el P. Andrés Peirone, que siempre tiene un SÍ decidido para llevar adelante estas actividades y el P. Alejandro Garzón, que con su presencia reanima el entusiasmo salesiano de los jóvenes.


También felicitamos a todos los chicos que se animan a buscar a Jesús en cada momento sencillo de la vida, en los juegos o en sus tareas cotidianas, viviendo como Don Bosco nos enseñó… ¡siempre alegres!

José Francisco López

*

Entradas populares de este blog

Miguel Magone, el pandillero de Dios

Don Bosco y el trabajo

Don Bosco y María Inmaculada